Estética oncológica

Actualmente el cáncer supone un porcentaje muy alto de las principales enfermedades que destacan en nuestro país. Causas como malos hábitos de vida (tabaco, alcohol, sedentarismo, alimentación…), exposiciones dañinas al sol o a productos químicos o determinados virus (hepatitis B, VPH…) hacen que cada año haya un mayor número de enfermos con diagnóstico de cáncer. Por suerte la ciencia avanza día a día y esto hace que cada vez haya más formas de detectarlo, así como mayor número de tratamientos que aumentan la esperanza de vida frente a esta enfermedad.

Por desgracia, debido a las características de la enfermedad, para combatirla se usan tratamientos muy virulentos que en algunos casos el organismo no soporta y aparecen problemas adyacentes. Estos problemas son de carácter temporal ya que representan una llamada de socorro ante la situación por la que se está atravesando en ese momento. Muchos de estos efectos secundarios tienen tratamiento estético, sino para eliminarlos por lo menos para paliarlos y reducir en cierta medida la dureza del proceso.

En centros de belleza MIA contamos con profesionales especializados en este ámbito de la estética. Siempre de la mano del oncólogo de nuestro paciente, trazaremos pautas de actuación, para de forma sinérgica conseguir atravesar esa dura etapa de la mejor forma posible.

Desde el punto de vista estético podemos ofrecer nuestros servicios en todas las etapas del proceso:

  • En el momento del diagnóstico: Preparando la piel para que haya mejor tolerancia a nivel dérmico de cara a las posible pruebas o tratamientos que pueda recibir.
  • Durante el tratamiento: A nivel psicológico ofreciendo todo nuestro apoyo, empatía y comprensión y a nivel físico intentando reducir al máximo todos los efectos secundarios que vayan apareciendo a lo largo del proceso.
  • Post tratamiento: Recuperando la normalidad de la piel e incluso intentando aportar más calidad para dejar atrás este proceso y salir reforzados.

Este tratamiento está indicado tanto para hombres como para mujeres que estén pasando por cualquier etapa de la enfermedad. Entre los efectos secundarios que más asiduidad se dan a tratar encontramos:

  • Parestesia o sensación de adormecimiento en las extremidades con masajes.
  • Alteraciones dérmicas que no requieren o no pueden usar medicación por incompatibilidad con el tratamiento que se les está aplicando, con una gran diversidad de protocolos en función de las características que presente cada caso.
  • Deshidratación, sensibilidad y/o prurito (picor) corporal con masajes calmantes que ayudan a aplicar activos hidratantes/ calmantes.
  • Perdida de cejas con nuestras técnicas de Microblading/ Micropigmentación que ayudan a nivel estético a no perder la autoimagen para que no afecte a la autoestima.
  • Debilitación, rotura o amarilleamieto de las uñas con nuestros tratamientos de manicura/ pedicura que recuperan el estado natural devolviéndole el color (e incluso coloreándolas para darles más vida) y la dureza.

La mejoría del estado de ánimo, está demostrado científicamente que influye para bien a la hora de afrontar la enfermedad, así como en la recuperación por eso desde nuestro centro de belleza ponemos a vuestra disposición todos nuestros conocimientos (adquiridos en la Fundación Ricardo Fisas) y medios. Queremos ayudarte sacar la mejor versión de ti incluso en esta etapa en las que aspectos tan banales que carecen de importancia médica como pueden ser la imagen personal suponen un gran aliado a la hora de superar la enfermedad. Es por esto que para nosotros nuestra mayor prioridad es que te sientas bien tanto por fuera como por dentro.

Call Now Button